Arona para 2018 supera por primera vez los 100 millones de euros

El Presupuesto del Ayuntamiento de Arona para 2018 supera por primera vez los 100 millones de euros

-Se destinan más de 15 millones de euros a inversión y obras, con la continuación del plan Arona Avanza

-Se reducirá la presión fiscal a los vecinos en más de 775.000 euros para este ejercicio, con una bajada progresiva del IBI

– Las políticas sociales y la inversión vuelven a ser prioritarias, con una subida del 4,6% en Servicios Sociales

REDACCIÓN.- El Ayuntamiento de Arona eleva al Pleno ordinario de hoy (28 de diciembre) el Presupuesto Municipal de 2018 para su aprobación inicial, que registra una subida del 1,38% respecto al ejercicio anterior y supera por primera vez los 100 millones de euros (con una cuantía total de 101.126.769 euros), un incremento limitado por el sometimiento a un Plan Económico Financiero (PEF), por superar la regla de gasto en 2016 y pese al buen estado de las arcas municipales. El documento, en el que se incluye a los cuatro organismos autónomos y la empresa municipal Adesa, se rige por los principios rectores de la política social y económica del gobierno municipal, con una subida del 4,6% en Servicios Sociales (con acciones innovadoras en la lucha contra la exclusión social), más de 15 millones de euros destinados a inversión y obras, y una apuesta por la movilidad y la mejora general de los espacios e infraestructuras públicos a través del plan municipal Arona Avanza.

El alcalde de Arona, José Julián Mena, y la concejal de Hacienda, Raquel García, expusieron los detalles de este presupuesto, el tercero del mandato, el segundo de este año (el de 2017 se aprobó en abril) y el primero en muchos años que se presenta antes del año económico, un documento que, “pese a las limitaciones del PEF y de la Regla de Gasto, apuesta por el bienestar social y el desarrollo económico de nuestro municipio, y tiene en cuenta la realidad de Arona, una ciudad de gran dinamismo económico y social que se está configurando como un referente metropolitano en el sur de la Isla”.

Mena explicó que “tenemos una población que va en aumento, ya con casi 95.000 personas, y que demanda, cada vez más, una administración moderna, que practique una gobernanza adecuada a esta realidad, con la voluntad de que el desarrollo económico se plasme en la calidad de vida de sus ciudadanos y posibilite una mejor redistribución de la riqueza. Esta capitalidad económica y demográfica de Arona en el sur de la Isla implica una mayor necesidad de servicios públicos de ciudad”.

El alcalde valoró que “este es un trabajo de largo recorrido, pero sí podemos decir que, con este presupuesto para 2018, avanzamos en los objetivos marcados por el equipo de gobierno municipal, que son priorizar el gasto en políticas sociales, una apuesta por la movilidad y la mejora de las infraestructuras viarias, la reducción fiscal, el desarrollo económico y empresarial, servicios públicos con estándares de calidad altos, la sostenibilidad, el desarrollo cultural y la conservación, mantenimiento y embellecimiento de infraestructuras municipales, con el fin de mejorar el desarrollo de todos los núcleos de población y para cuya consecución es necesaria la participación ciudadana”.

Reducción de la presión fiscal

La concejal de Hacienda explicó los pormenores del presupuesto y señaló que este 2018 se aplicará la primera reducción del tipo impositivo del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), que pasará del 0,59 actual al 0,57. Esto supone una reducción de un 4% de media en cada recibo y una disminución de ingresos para las arcas municipales de aproximadamente 775.110,77 euros. En 2019, se llevará a cabo otra reducción adicional de dos décimas, pasando a establecer el tipo impositivo en 0,55 para 2019 y siguientes, con la consecuente nueva bajada de la recaudación.

Además, detalló la situación municipal a raíz de la aprobación del Plan Económico Financiero (PEF) este 2017 por el incumplimiento de la regla de gasto en 2016, ello pese a que el Ayuntamiento de Arona no posee deuda financiera y cumple con los indicadores de salud financiera. De hecho, el ahorro neto recogido en este Presupuesto de 2018, asciende a 3.650.522 euros, incrementándose de forma importante en más de 2,9 millones de euros respecto al de 2017. A esto se suma un remanente de tesorería que se conocerá en la liquidación del presupuesto de 2017, pero que ya está próximo a los 50 millones de euros y cuyo uso está restringido por el PEF.

Raquel García valoró lo injusto de aplicar estos criterios de techo máximo de gasto anual a un municipio solvente y saneado, limitando la capacidad de crecimiento municipal como si se tratara de una administración endeudada. Por ello, reclamó al Estado una modificación urgente de los criterios de cálculo de la regla de gasto, recogidos en la Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera, para ayuntamientos, como el de Arona, cuyo saneamiento económico está contrastado.

Además, valoró que se ha hecho un esfuerzo de racionalización de gasto en bienes y servicios en el presupuesto de 2018, con un total de 59.086.357 euros, lo que supone una reducción del 1,79% (1.076.493 euros) respecto a 2017. Esto obedece, principalmente, a la adjudicación de contratos de servicios y suministros que han reducido el coste anual de los mismos, a la contención del gasto innecesario y, sobre todo, a la consecución de objetivos de economías de escala y racionalización del gasto corriente.

Casi un 58% más en inversión

No obstante, cumpliendo las restricciones establecidas por la regla de gasto estatal y el PEF, el esfuerzo en inversión aplicado a este presupuesto es el mayor de los últimos 7 años, con más de 6,38 millones financiados con recursos propios y recogidos en el Capítulo 6 (que sube un 57,8% respecto a 2017), a los que se suman más de 4,2 millones de euros para la continuación de obras iniciadas este año que finaliza, diversas acciones recogidas en el capítulo 2 como mantenimiento (planes de asfaltado y de aceras o mejora de parques infantiles) o las cuantías (recogidas en el capítulo 7) que aporta el Ayuntamiento a los convenios suscritos con el Cabildo para la colocación de la fibra óptica o la Estrategia de Mejora del Espacio Turístico (este último, con una aportación municipal superior a 2,36 millones).

Se invertirán más de 3,7 millones de euros en obras de renovación de infraestructuras deportivas y más de 1,5 millones en la mejora del paisaje urbano y de las zonas de esparcimiento público, con una lista de intervenciones que incluyen la redacción del proyecto para el nuevo parque urbano de las Rosas, el parque recreativo de Arona casco, el acondicionamiento de zonas verdes en Las Galletas, la mejora de los parques infantiles, el plan municipal de mejora y embellecimiento de aceras, así como proyectos ya adjudicados y que se ejecutarán en 2018.

Aparte de las inversiones ya reseñadas, se consignan las partidas para el nuevo edificio administrativo municipal de Arona, el proyecto del nuevo edificio de seguridad de Las Américas, el nuevo centro de interpretación del Palm- Mar, la conclusión de la obra del Centro Cívico de las Galletas o actuaciones en la calle El Horno de Cabo Blanco.

Además, se incluye una aportación municipal de 225.000 euros, en el marco del Plan de Cooperación con el Cabildo, para la red de saneamiento municipal, a lo que se añade la finalización de actuaciones iniciadas en 2017, como el Parque la Trujilla, el pabellón cubierto de Valle San Lorenzo o el nuevo Centro Cívico de Las Galletas.


Bienestar social

Uno de los ejes fundamentales de este documento se encuentra en las políticas de ampliación y consolidación del estado del bienestar. Así, el presupuesto del Organismo Autónomo de Servicios Sociales aumenta, con respecto al ejercicio anterior, un 4,6% y supera los 4,61 millones de euros, con 1.020.000 euros a ayudas de emergencia social, 200.000 euros a ayudas para la rehabilitación de viviendas de primera necesidad o 500.000 euros de aportación municipal para el Programa Extraordinario de Empleo Social Arona.

A esto se añade una apuesta por recursos pioneros, como Provivienda, para garantizar vivienda digna a personas con escasos recursos económicos; el programa Housing first, para personas sin hogar, o Ninive, para la atención a jóvenes que forman parte de familias en riesgo de exclusión social.

Asimismo, se aumenta la aportación municipal al presupuesto de Adesa, con una subvención superior a los 1,2 millones para mejorar la calidad de los servicios que se prestan a los usuarios en las instalaciones gestionadas por esta entidad (guarderías, residencia de mayores, centros especializados para menores o mujeres, etc.). En ejercicios anteriores, se ha hecho una importante inversión en mejora de las instalaciones, que continúa este año con una partida de 195.000 euros para reforma de las guarderías, a lo que se suma la construcción de una nueva residencia de mayores en Arona casco.

El presupuesto incluye acciones de impulso al desarrollo económico y empresarial, donde los sectores primario y terciario (especialmente el comercial) son claves; o intervenciones que tienen en cuenta la importancia del turismo como principal motor económico de la ciudad y de la comarca Sur.

De hecho, además de los casi 1,5 millones de euros de presupuesto del Patronato de Turismo, se contemplan diversas inversiones en zonas turísticas, como la mejora del paseo y la fuente de la Playa de Las Vistas, el cambio de pavimento del paseo Juan Alfonso Batista, en Los Cristianos, o la mejora y acondicionamiento de la playa de Los Tarajales.

El alcalde también destacó que el presupuesto “reconoce la movilidad como uno de los principales retos y así se destina una partida de 2,2 millones de euros en el capítulo 2 para el tercer plan de asfaltado, en una apuesta por la mejora de las infraestructuras viarias a la que se suma avanzar en la línea ya fijada de potenciar el transporte público”. Así, en el marco de las competencias en transporte urbano asignadas a esta administración local, se aumenta la partida en el capítulo 4 para la financiación de líneas de transporte colectivo urbano de pasajeros, mediante convenio con el Cabildo, con el objetivo de ampliar el número de servicios prestados y hasta la cantidad de 167.513 euros.

El presupuesto de 2018 apuesta por consolidar la capacitación de la ciudadanía para el ejercicio de sus derechos (lo que se llevará con el desarrollo del programa formativo de la Escuela para la Ciudadanía 2018-2019 y la puesta en marcha de acciones y jornadas) y el desarrollo de procesos participativos. En esta línea, se consigna el proceso para la elaboración de los Presupuestos Participativos para el ejercicio 2019, por medio del cual la ciudadanía se convertirá en coprotagonista de las políticas públicas.

Capítulo 1

Respecto al gasto de personal, existe correlación entre los créditos del Capítulo 1 incluidos en el Presupuesto y el Anexo de Personal de esta Entidad Local para este ejercicio económico, con un importe global de 18.874.621. Si bien no se ha producido aumento en este capítulo, se ha consignado el 1,75% de incremento en el Capítulo 5 Fondo de Contingencia, en espera a la aprobación de la Ley de Presupuestos para el 2018 y su previsión de aumento de la masa salarial. Este capítulo recoge las variaciones recogidas en el marco de la Relación de Puestos de Trabajo, aprobada por el Pleno en el ejercicio 2017.

Por favor, síguenos y regálanos un me gusta:
Marcar el Enlace permanente.

No se admiten más comentarios