[ARONA] Más de 17.000 personas y bate récord de asistencia con ARN Culture Pride

Arona congrega a más de 17.000 personas y bate récord de asistencia con ARN Culture Pride

El festival ha convertido al municipio, durante una semana, en epicentro de la moda, la cultura, la empresa, el deporte o la política, consagrándose como uno de los principales eventos de estas características en todo el mundo.

ARONA.- El alcalde de Arona, José Julián Mena, destaca que “este festival demuestra que la apuesta por la calidad, los valores y las cosas bien hechas tienen el suficiente poder de atracción y nos ayuda a posicionar Arona a nivel nacional e internacional en lo más alto, conocida por su oferta pública de ocio abierta a todo el mundo”
El concejal de Turismo, David Pérez, subraya que “durante una semana hemos puesto a disposición de los vecinos de Arona, del conjunto de los canarios y de nuestros turistas, a las figuras más destacadas del deporte, la música, la cultura o la moda, siempre de forma gratuita y con entrada libre”
Arona, lunes 4 de junio de 2018 – ARN Culture Pride se ha consagrado durante su segunda edición como uno de los principales festivales dedicados a la cultura, bajo un prisma LGTBIQ, de todo el mundo, batiendo récord de asistencia, con más de 17.000 personas, poniendo a su disposición una interesante y valiosa oferta de talleres, debates, charlas y conferencias, siempre con carácter abierto y gratuito.
Con una asistencia de más de quince mil personas a los conciertos del fin de semana y más de dos mil a las conferencias, el alcalde de Arona, José Julián Mena, ha destacado que “hemos conseguido algo que no es habitual, poner a disposición de todo el mundo una oferta cultural de muy alto nivel, de manera gratuita, con una importante repercusión económica positiva para el municipio y asociando nuestro nombre a la calidad”.
Mena ha agregado que “este festival demuestra que los valores y las cosas bien hechas tienen el suficiente poder de atracción y nos ayudan a posicionar a Arona a nivel nacional e internacional en lo más alto, conocida por su oferta de ocio abierta a todo el mundo. Es una buena noticia para Arona”, ha agregado.
Por su parte, el concejal de Turismo de Arona, David Pérez, cuya área impulsa ARN Culture Pride, durante una semana hemos puesto a disposición de los vecinos de Arona, del conjunto de los canarios y de nuestros turistas, a las figuras más destacadas del deporte, la música, la cultura o la moda, siempre de forma gratuita y con entrada libre”.
Pérez ha apuntado que “esta nueva estrategia de apuesta por una oferta pública de ocio de calidad complementaria da resultados, tal y como se ha podido ver, por lo que esperamos muy buenos datos cuando conozcamos las cifras de la auditoría económica que recibiremos en próximas semanas”.
La primera edición del festival, auditada por la empresa de consultoría Deloitte, generó una actividad económica de 1,66 millones de euros, el 97% de los cuales se quedó en Tenerife. Se logró el mantenimiento de 61 puestos de trabajo y unos beneficios fiscales para las arcas públicas de las diferentes administraciones que superaron los 150.000 euros.
Después de una semana de conferencias, networking, fiestas y música, este evento vuelve a posicionarse como uno de los prides más importantes del mundo, gracias a su propuesta alternativa a las celebraciones de otros países.
El ARN Music Festival ha puesto el broche de oro a esta segunda edición con dos días de festival de acceso gratuito en la playa. Después de la edición del sábado en la que estuvieron GusGus, Alaska y Mario, Surma y The Tripletz, llegó la del domingo que venía con cabezas de cartel importantes a nivel nacional e internacional.
Las primeras en calentar el ambiente fueron las argentinas Chocolate Remix, un grupo de reggaetón lésbico y feminista sin pelos en la lengua que pusieron patas arriba al público. Más tarde aparecían en escena los chicos de IZAL, que venían a presentar su nuevo disco ’Autoterapia’ y también cantaron sus hits más sonados como ’Copacabana’ o ’El baile’. El momento más emotivo fue cuando la organización sacó un pastel por sorpresa para felicitarle el cumpleaños a Mikel Izal, que cumplía 36 primaveras en el escenario de Arona. La última actuación corría a cargo de Rudimental DJ, uno de los grupos británicos más influeyentes de la música electrónica vinieron dispuestos a presentar su último álbum ’These Days’ con el que están arrasando en todas las listas de éxitos de varios países. Las DJ’s Encarna y Olvido fueron las que se encargaron de amenizar los cambios entre grupos para que no decayese la fiesta en ningún momento.
Miles de personas se reunían en la Playa de las Américas para despedirse de lo que han sido siete días de actividades LGTBIQ de forma ininterrumpida. Infinidad de personalidades relacionadas con el colectivo han participado y no han querido perderse esta cita que se han convertido en un referente del municipio de Arona. Un evento con carácter innovador, integrador y diverso dirigido al público LGTBIQ más exigente y comprometido.

Comparte esto:

     
Marcar el Enlace permanente.

No se admiten más comentarios