Alrededor de 8.000 productores de Canarias se benefician de 141,1 millones de euros de ayudas al plátano

Alrededor de 8.000 productores de Canarias se benefician de 141,1 millones de euros de ayudas al plátano

La Consejería de Agricultura del Gobierno de Canarias ha resuelto esta convocatoria del POSEI, correspondiente a la campaña de 2012, que se publica hoy en el BOC

Juan Ramón Hernández destaca la importancia de esta ayuda para un subsector estratégico en Las Islas

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Gobierno de Canarias ha resuelto la convocatoria de ayuda a los productores de plátano, que supone el abono de 141 millones de euros, de acuerdo con lo establecido en la Medida II del Programa Comunitario de Apoyo a las Producciones Agrarias de Canarias (POSEI) correspondiente a la campaña 2012, según recoge hoy, 13 de diciembre, el Boletín Oficial de Canarias (BOC) El consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas, Juan Ramón Hernández, ha destacado la importancia de esta ayuda “para un subsector agrícola estratégico para Las Islas”. Esta línea cuenta con una ficha de 141,1 millones de euros financiada por el Fondo Europeo Agrícola de Garantía (FEAGA), de la que se benefician alrededor de 8.000 productores. De acuerdo con lo pactado con la Unión Europea, en el texto publicado en el BOC se indica que el Departamento regional efectuará ahora un primer abono de dicha cuantía, equivalente al 49,99% de la misma, estando previsto pagar la otra mitad a mediados del año próximo, tal y como ha venido ocurriendo en las últimas campañas. Esta medida se adoptó para asegurar la liquidez de los productores. Para acogerse a estos fondos, más de 8.384 agricultores han presentado sus solicitudes a través de las seis Organizaciones de Productores de Plátano existentes en el Archipiélago, COPLACA, CUPALMA, EUROPLATANO, AGRITEN, PLATANEROS DE CANARIAS Y PLATACAN. El plátano es el cultivo canario con mayor peso específico en el Archipiélago. No en vano se producen alrededor de 400.000 toneladas cada año, lo que supone aproximadamente el 50% de los plátanos que se producen en Europa. Los productores de Las Islas son los primeros exportadores de este producto en la Unión Europea. Con más de 9.000 hectáreas, supone el 17% de la superficie cultivada en Canarias. Se calcula, que este subsector genera alrededor de 20.000 puestos de trabajo directos e indirectos Pese a ser la España Peninsular el principal destino de esta fruta, se llegó a exportar a Rusia, Finlandia, Inglaterra, Marruecos, Suiza o Italia. En la actualidad, aunque se ha observado un descenso de la superficie destinada al cultivo de plátanos durante las últimas décadas, el plátano es el segundo cultivo más extendido después del viñedo. Las explotaciones plataneras canarias son generalmente de pequeño tamaño, en zonas con una orografía accidentada, lo que supone que sea muy difícil la mecanización y que su producción sea muy artesanal. De las aproximadamente 10.500 explotaciones agrarias existentes, un 82% tiene menos de una hectárea de superficie. Esto hace que la mano de obra que precisa suponga hasta un 40% de los costes de cultivo. Muchas de las zonas plataneras tienen total dependencia económica de este producto, que tiene una gran importancia medioambiental porque gran parte de la producción se cultiva al aire libre y conforma el paisaje de muchas comarcas agrarias de nuestras Islas. El transporte de la fruta desde el empaquetado hasta el mercado debe realizarse en contenedores frigoríficos, correctamente estibada en su interior, de manera que la circulación del aire frío llegue a todas las cajas homogéneamente. A la llegada a la Península se somete a los plátanos a maduración artificial, en cámaras con ambiente controlado y generalmente a base de etileno. Todas estas particularidades hacen que sea necesario diferenciar el Plátano de Canarias de las bananas de otros orígenes, haciendo especial hincapié en la calidad que presenta, sus propiedades, mayor riqueza en azúcares y característico sabor. La situación actual de nuestros productores debido a los bajísimos precios percibidos durante los últimos meses es enormemente complicada y requiere el esfuerzo y compromiso del Gobierno de España, como también lo han tenido de instancias autonómicas (Cabildos Insulares, Parlamento Autonómico y Gobierno de Canarias) Producto de Calidad Como se recordará, el Gobierno de Canarias ha tramitado ante la Unión Europea la obtención para el plátano del sello de calidad denominado Indicación Geográfica Protegida (IGP) “Plátano de Canarias”. Esta figura de protección, junto con la ya concedida a las Papas Antiguas de Canarias, serían los primeros distintivos de calidad de la Unión Europea para estos cultivos que permitirán que estas marcas pasen a tener reconocimiento comunitario y, por tanto, puedan beneficiarse de la protección y acciones que tiene prevista la normativa europea para alimentos de calidad diferenciada. La IGP se solicita atendiendo a que el plátano de Canarias es un producto que, si bien no procede de variedades locales, cuenta con una calidad que es el resultado de la influencia del clima y el suelo junto a prácticas y técnicas tradicionales vinculadas a Las Islas. En las Islas se cultivan diferentes variedades de plátano, que pese a estar presentes en otras regiones del mundo, destacan por un extraordinario sabor derivado de su composición, rica en azúcares y baja en almidón, su intenso aroma y su gran actividad enzimática que originan las peculiares motitas oscuras en la piel. Las suaves temperaturas y los vientos húmedos que llegan a las Islas marcan el lento desarrollo de las plataneras y el mayor tiempo de maduración del fruto, aspectos que determinan las características diferenciales que avalan la notoriedad de la marca. La solicitud para obtener un sello de calidad diferenciada implica la aceptación por parte de los operadores de someterse a un control extra de trazabilidad y calidad final que culmine en una certificación del producto.

Por favor, síguenos y regálanos un me gusta: