La Cámara de Comercio considera de dramáticas las cifras del paro en Canarias

La Cámara de Comercio considera de dramáticas las cifras del paro en Canarias

 

CONSIDERA QUE ES UN SÍNTOMA DEL FRACASO DE LA ACCIÓN POLÍTICA

Canarias.- Para la vicepresidenta de la Cámara, el aumento de la tasa de paro hasta un máximo histórico del 34% es un claro reflejo del impacto negativo que sobre las estructuras productivas están teniendo las obsesivas políticas de austeridad, con las que no solo no se logran cumplir los objetivos, sino empeorar la situación de familias y empresas” Pide al Gobierno de Canarias y al conjunto de las formaciones políticas “una unidad de acción, consenso y compromiso en la aplicación de estrategias de reactivación económica, que permita levantar un muro de contención a la destrucción de empleo e ir dando respuesta a los más de los 385.600 canarios que hoy se encuentran sin trabajo Santa Cruz de Tenerife, 25/01/2013.- Con una tasa de paro del 34,27%,”, Canarias se coloca como la tercera comunidad española que registra mayor destrucción de empleo, después de Andalucía y Extremadura. Así lo revela la Encuesta de Población Activa (EPA) del primer trimestre de 2013, donde el total de desempleados alcanza ya las 385.600 personas. De enero a marzo, la economía canaria destruyó 9.500 empleos (1,27% de sus ocupados) y sumó al colectivos de personas activas que buscan un puesto de trabajo a 7.700 personas. De esta manera, el repunte el paro trimestral asciende a 17.200 personas. Ante este contexto, la vicepresidenta de la Cámara de Comercio de Santa Cruz de Tenerife, Ángeles Palmero, califica de “dramático el comportamiento de un mercado laboral, que no deja de cruzar líneas rojas y que, además, evidencia el fracaso absoluto de la acción política, incapaz de solucionar la permanente destrucción de empleo que sufre nuestro país y, especialmente, Canarias” Para Palmero, el aumento de la tasa de paro hasta un máximo histórico del 34% es un claro reflejo del impacto negativo que sobre las estructuras productivas están teniendo las obsesivas políticas de austeridad, con las que no solo no se logran cumplir los objetivos, sino empeorar la situación de familias y empresas”. Asimismo, pide al Gobierno de Canarias y al conjunto de las formaciones políticas “una unidad de acción, consenso y compromiso en la aplicación de estrategias de reactivación económica, que permita levantar un muro de contención a la destrucción de empleo e ir dando respuesta a los más de los 385.600 canarios que hoy se encuentran sin trabajo”. Ángeles Palmero considera que “sin un cambio de rumbo en la política nacional y un compromiso firme del Estado con el Archipiélago, la salida de la crisis es casi imposible”. Añade, además, que “Canarias se encuentra en una situación muy grave, con un tejido productivo que está entre las cuerdas, asfixiado por la debilidad del consumo la sequía crediticia, y la falta de confianza, y donde la única salida que tiene para sobrevivir es seguir reduciendo plantillas”. La vicepresidenta de la Cámara considera además que la gravedad de la situación exige como respuesta una contundente unidad de acción de todas las administraciones, instituciones y organizaciones que permitan exigirle al Estado un compromiso diferenciado con Canarias” A su juicio “más allá de las reformas estructurales que necesita Canarias, la recuperación económica de las Islas es inviable, si no hay una respuesta activa y comprometida por parte del Estado”. Deberes del Gobierno de Canarias No obstante, la vicepresidenta de la Cámara también apunta a que el Gobierno de Canarias debe seguir haciendo sus deberes “tenemos un sector público sobredimensionado y con una hiperinflación de normas, derivadas de una multiplicidad de administraciones con competencias solapadas en una misma materia y que lo único que provocan es una mayor contracción de la inversión privada, que es la única que tiene capacidad para tirar del empleo y rebajar una tasa de paro que es de las más altas de las regiones de Europa”. En este sentido, abogó por proceder a un «severo y drástico adelgazamiento del conjunto de las administraciones públicas de Canarias para adecuar su tamaño a lo estrictamente necesario». También llama la atención sobre el “sobreesfuerzo que tienen que hacer los empresarios, que no sólo tienen que combatir la crisis económica, sino sortear los múltiples obstáculos que supone su relación con la administración”

Por favor, síguenos y regálanos un me gusta: